Es duro volver al cole después de las vacaciones ¿Cómo le ayudo?

Tras el verano y las vacaciones, con un montón de experiencias divertidas, sin horarios y con mucho tiempo para jugar y pasarlo bien, llega septiembre y con él, la inevitable vuelta al cole. La vuelta al cole supone adaptarse de nuevo a los horarios y cambiar el ritmo de vida. Algo que no siempre resulta fácil.

El reto de la vuelta

Sin embargo la vuelta al cole no tiene por qué ser un momento duro. Todo es cuestión de darle la vuelta y “cambiar el chip”. Con una adecuada motivación, los padres podemos hacer que nuestros hijos afronten la vuelta al cole con tranquilidad y seguridad. ¡Y también como un reto personal ilusionante y positivo!

¿Cómo motivar a los niños para la vuelta al cole?

Afrontar la vuelta como algo positivo

Es importante que los padres sepan transmitir una visión positiva de lo que supone la vuelta al cole. Existen muchas formas de hacerlo:

  • Plantear el nuevo curso como un cuaderno en blanco que hay que llenar con sueños e ilusiones a lo largo del año.
  • Como un tiempo nuevo lleno de grandes oportunidades que no pueden desaprovechar.
  • Tan sólo depende de ellos mismos lo que hagan o dejen de hacer durante el curso que se inicia.

Prepararlos de forma positiva

Lo desconocido suele causar temor. Si van a cambiar de centro, es buena idea visitarlo de manera informal con antelación. De esta forma se irán familiarizando con el nuevo espacio y al comenzar el curso no lo percibirán como algo ajeno e intimidante.

Hablar con él de sus miedos y preocupaciones

¡Pero también de sus aspiraciones y deseos! La vuelta provoca una serie de sensaciones contradictorias. Por un lado, temores y miedo ante lo desconocido pero a su vez supone estar en un curso superior, sentirse mayor, más maduro y autónomo. ¡Además verá a sus antiguos compañeros y tendrá oportunidad de hacer  nuevos amigos!

Rutinas recomendables para el nuevo curso

La vuelta también supone replantearse una serie de cosas para comenzar con buen pie y evitar errores anteriores. La finalidad es que puedan optimizar sus tiempos, llevar los deberes al día y disfrutar más de su tiempo libre.

  • Anticiparse a los nuevos horarios poco a poco. Ir a la cama antes, levantarse un poco más temprano cada día…
  • Todo en orden. El orden y la limpieza favorecen el estudio y la concentración. Antes de comenzar el cole, todo debe estar colocado y en su sitio.
  • Establecer horarios para comenzar y terminar las tareas.
  • Priorizar las tareas
  • Tan importante es establecer y cumplir una rutina de estudio como de descanso.
  • Dormir entre 8 y 9 horas como mínimo.

Importante: Hablar inglés hoy en día es algo imprescindible para el futuro de los niños. Conviene que acudan a un centro de educación bilingüe siempre que sea posible. En caso contrario, puedes matricularlos en una academia especializada en inglés para niños como el Método Total English Teaching (TET).

Chiquilín: Su futuro empieza aquí

Deja tu comentario

Solicitar información
Si necesitas más información sobre nuestro centro educativo, llámanos al siguiente número 96 385 07 81 o solicita información.
Solicitar información

¡Suscríbete a nuestro newsletter para saber de todas nuestras noticias!